Entonces ha decidido que va a vender su casa. Si bien su hogar puede funcionar tal como lo es para usted y su familia y no desea invertir más tiempo o dinero en su propiedad, hay algunos pasos necesarios que cada propietario debe tomar para asegurarse de que su hogar funcione vender rápidamente y al precio más alto posible.

Póngase en contacto con un experto en bienes raíces: un REALTOR® puede asesorarlo sobre el valor potencial de su propiedad, qué mejoras necesita su casa para obtener el mejor precio y la mejor estrategia para comercializar su casa.

Haga que su casa sea limpiada profesionalmente: si bien esto puede parecer un gasto innecesario, puede darle a su casa una apariencia fresca que realmente atrae a compradores potenciales.

Haga todas las reparaciones menores necesarias: esta es una forma económica de darle a su hogar una apariencia terminada y convencerá a los compradores potenciales de que la casa está en buen estado. Esto incluye reparar cualquier daño a las paredes y techos, instalar nuevos grifos o accesorios de iluminación y realizar cambios cosméticos en la cocina y los baños que le darán a su propiedad una apariencia moderna.

Despeja el desorden: dar a su hogar una apariencia abierta y limpia definitivamente puede hacer una gran diferencia en atraer compradores. Asegúrese de ordenar cualquier área desordenada de la casa y despersonalícela eliminando la mayoría de las fotos y cualquier artículo o colección que pueda distraer a los compradores durante las jornadas de puertas abiertas o al mirar fotos de su casa.

Mire su casa desde la perspectiva del comprador: debido a que está acostumbrado, a veces puede que no note pequeñas imperfecciones o áreas de su hogar que parecen no fluir con el resto de la casa. Trate de dar un paseo por su casa y su propiedad con nuevos ojos, y sea tan crítico como lo sería si estuviera buscando comprar su casa nuevamente.

Haga reparaciones en el exterior: no olvide los patios delanteros y traseros, así como el techo y el ladrillo o el revestimiento de su hogar, cuando realice reparaciones en su propiedad. Su inversión siempre vale la pena, y crear un atractivo exterior realmente puede marcar la diferencia para atraer compradores.

Tome fotografías profesionales de su propiedad Las fotografías tomadas son herramientas muy importantes para la venta de viviendas en el mercado inmobiliario actual, y contar con un conjunto completo de fotografías de alta calidad que acentúen mejor las características de su hogar es fundamental para el éxito de su campaña de marketing.

Considere más renovaciones importantes si es necesario: si su cocina o baño están muy anticuados o en mal estado, o si tiene problemas eléctricos, de plomería o de moho en su hogar, estos son todos los problemas que realmente pueden detener la venta de su propiedad. Solucionar estos problemas generalmente no solo hará que su casa se venda más rápidamente, sino que también aumentará el valor de su casa mucho más allá del gasto asociado con hacer las reparaciones en primer lugar.